Terminal de Cruceros del Puerto de Sevilla del Estudio Hombre de Piedra y Buró4

IMG_8694

Encuentro en el muelle de las Delicias en Sevilla con Juan Manuel Rojas y el fotógrafo-arquitecto Jesús Granada haciendo un reportaje del edificio de ensamblaje reciente del Estudio Hombre de Piedra del primero y de Buró4, visito con Juan Manuel el espacio interior y me explica como ha sido el proceso de montaje de los conteiner ensamblados in situ como terminal de cruceros para el Puerto de Sevilla.

Según me comenta durante el recorrido las necesidades eran imperantes ya que se esperaban varios cruceros de gran envergadura y las instalaciones a modo de tiendas cubiertas de lona que se habían improvisado anteriormente daban muy mal resultado, para lo cual la oficina del puerto de Sevilla encarga al Estudio Hombre de Piedra y Buró4 un proyecto efímero y trasladable por piezas, flexible en función de las necesidades que marcan las aduanas y los flujos de pasajeros en entradas y salidas. Para ello se hace necesario líneas independientes dentro del edificio que aíslen cada uno de los sectores, al mismo tiempo que presente un aspecto respetable de arquitectura de ultima generación.

El espacio que se adecúa es de aproximadamente unos 500 m2 y su presupuesto incluyendo el montaje de 300.000 eu

El aspecto interior es soberbio, además –efectivamente- funciona el sistema acondicionador aun cuando se trata de un soporte metálico en su totalidad. Los doce conteiner se han dispuesto en paralelo subiendo la mitad de ellos arriba  y abriendo con un corte de laser las chapas transversales que los unía. Se han conservado todo el revestimiento interior y de suelo que es el original de los conteiner. El efecto del blanco con las aberturas que se han hecho en los extremos con una carpintería de aluminio estándar presentan en la planta saliente superior de seis conteiner una zona de espacio que en modo de dados salientes intercalados. Estos salientes además de generar amplios espacios y luces, climatizan la estancia con flujos de aires caliente circulando en su parte superior y zona baja mas aclimatada. En verano las ventanas son abiertas y en invierno -a la contra- permanecen cerradas haciendo del flujo ascendente o de su contención la temperatura mas regular.

Funcionamiento termodinámico

Por estratificación (flotabilidad del aire por microcambios en su densidad a diferente temperaturas) el aire caliente se acumula en las partes altas de los lucernarios.

Estos lucernarios tienen aperturas orientadas este-oeste, en la dirección de los vientos dominantes. De forma que se asegura una ventilación cruzada que se encarga de retirar este aire caliente y mejorar las sensaciones términas en el interior.

Por otro lado, la pintura blanca exterior permite la reflexión de hasta el 90 por ciento de la radiación solar y su especial composición con microesferas evita que se caliente.

La estrategia ha demostrado su efectividad. La inauguración y llegada del primer crucero durante esta Feria  de Abril de 2013, coincidió con una ola de calor. En el exterior se midió 30 º.

Pero en el interior se consiguió una temperatura de 24º utilizando sólo las estrategias bioclimáticas antes descritas.

Esta estrategia sirve para atemperar las temperaturas exteriores en 5 a 8º cuando estás están como mucho a 30º. Cuando la temperatura exterior ronda los 40º esta estrategia no es suficiente para conseguir un interior térmicamente confortable. Sólo entonces es necesario utilizar el aire acondicionado. Pero el resto de los días, que son muchos, no sería necesario con el ahorro que esto supone.

http://www.hombredepiedra.es/

http://hombredepiedra.blogspot.com.es/

http://www.buro4.es/

0 comentarios:

Publicar un comentario

+ Visitados

Loading
 
Recibe por email